Una nueva técnica terapéutica no invasiva podría revolucionar el tratamiento del alzhéimer y otras enfermedades neurodegenerativas al optimizar el tratamiento de la memoria.

Si quieres leer la noticia pincha AQUÍ