La forma en que la persona exterioriza o siente el dolor se manifiesta como vocalizaciones, expresiones faciales, movimientos corporales y comportamientos. Estos indicios podemos valorarlos con la observación.

Si quieres leer la noticia pincha AQUÍ